Anuncios

El increíble Hulk, ahora es ayudante de sheriff

Servicios El Motín

A estas alturas de la película, que la ficción y la realidad se entrecrucen no sorprende a nadie, y menos a los ciudadanos de EEUU, acostumbrados como están a que sus presidentes y gobernadores ahora sean estrellas mediáticas. Por eso, el pasado mes de enero no nos extrañó demasiado conocer que Lou Ferrigno, el inolvidable protagonista de la popularísima serie El increíble Hulk, también recordado como “La Masa” en España, jurarse como sheriff adjunto en el estado de Nuevo México –algo que, por sorprendente que parezca, no era ninguna novedad en su peculiar carrera. Y es que a sus 68 años, este curioso e influyente personaje –mezcla actor, conferenciante motivacional, entrenador y consultor de fitness y exculturista– ha tenido una vida de lo más interesante, que trasciende al icónico personaje de Marvel que en su día encarnase.

Lou Ferrigno (Hulk), recibe las insignias de ayudante de sheriff en Los Ángeles.

Nacido en 1951 en el neoyorkino distrito de Brooklyn, Ferrigno es hijo de un teniente de policía italoamericano -un hecho que definiría algunas de sus inquietudes profesionales en la vida adulta-. De niño padeció una serie de infecciones del oído que le llevaron a perder un 75-80% de la audición, y lo que es peor, a ser abusado en el colegio por llevar audífono. “Solían llamarme Louie el sordo, o el sordomudo, por mi oído y por la forma en que hablaba”, recordó el pasado mes de abril.

Pero Ferrigno hizo honor a su apellido y demostró tener una voluntad de hierro para superar tanto la desventaja de su oído como las burlas que esta provocaba, lanzándose al mundo del atletismo y centrándose en el levantamiento de peso y el culturismo. Haciendo gala de una determinación que él relaciona con su discapacidad, empezó a entrenar tan pronto como a los 13 años, tomando como referente a Steve Reeves, el actor que en los años 50 interpretó a Hércules en varias películas. De nuevo, un modelo que Ferrigno se tomaría muy a pecho, llegando a interpretar él mismo al semidiós griego en El desafío de Hércules (1983) y La furia del coloso (1985). Y es que los héroes y superhéroes ya formaban parte del universo aspiracional del pequeño Ferrigno, y entre sus favoritos se encontraba uno de piel verdosa y mal genio.

Tras estudiar en la Brooklyn Technical High School, Lou adquirió nociones de metalurgia e ingeniería mecánica. Gracias a esto, y debido a su falta de recursos financieros, se fabricó sus propias pesas caseras, a base de palos y cubos rellenos de cemento. Tras graduarse en secundaria allá por 1969, se convirtió en trabajador de una factoría de chapa en Brooklyn al tiempo que iniciaba su carrera competitiva en el duro mundo del culturismo profesional. No obstante, renunció a aquel peligroso empleo de 10 dólares por hora cuando un compañero de trabajo se amputó accidentalmente la mano. Y es que Lou ya era muy consciente de la importancia de mantener su cuerpo sano e íntegro si quería cumplir sus sueños profesionales.

Por aquella época, se alzó con su primer título importante, el IFBB Mr. America –al que cuatro años después seguiría el IFBB Mr. Universe, que ganó dos veces consecutivas (la primera con solo 21 años, un récord Guinness que sigue ostentando a día de hoy). Durante aquellos comienzos, el neoyorkino vivió en Columbus (Ohio) y entrenó junto a un colega cuyo nombre por entonces empezaba a sonar: Arnold Schwarzenegger. De hecho, en el ‘74 Ferrigno quedó segundo en su primera competición de Mr. Olimpia, y al año siguiente quedó tercero en su lucha por superar al imbatible Schwarzenegger -algo que recoge perfectamente el documental Pumping Iron (disponible en alquier en iTunes y Google Play)- por el cual tanto él como el austríaco se convirtieron en rostros conocidos. En 1977 también quedó cuarto en el World’s Strongest Man, pero el oro se le resistiría a partir de entonces. No obstante, por aquella época ya pesaba unos 130 kilos (aunque llegaría a superar los 140), lo que sumado a su altura de 1.93 m le convertía en una figura sencillamente imponente.

El potencial de imagen estaba ahí para quien supiera verlo…

Anuncios
Avatar

El Motín

Agregar comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.