Anuncios
La ministra de la Juventud, Luz del Alba Jiménez.

Error que pudiera costarle el cargo a la ministra de la Juventud

Por Leonel Concha Junior

Atrapada en medio del bombardeo que clama su destitución al presidente Luis Abinader, la ministra de la Juventud, Luz del Alba Jiménez, acaba de cometer un yerro que la puede empujar por el precipicio al decir que «limpia la casa» de una gestión que ha estado en sus manos en el noventa y cinco por ciento del tiempo que lleva el actual gobierno del Partido Revolucionario Moderno (PRM).

José Manuel Vidal


Al parecer tomada desprevenida por las valientes denuncias sobre supuestas anomalías en su gestión, hechas ante la Procuraduría Especializada de Persecución a la Corrupción (PEPCA) y la Comisión de Ética de Milagros Ortiz Bosch por el ex consultor Jurídico de la entidad,  José Manuel Vidal, de quien ella dice que fue cancelado por «conveniencia en el servicio», la joven ministra apuró unas declaraciones que en lugar de arrojar luz lo que han hecho es enturbiar su situación.

Luz del Alba, que ascendió al cargo sin poseer siquiera un título profesional, deja en el aire explicaciones necesarias para aclarar las denuncias sobre alegados manejos internos que apuntan a presuntas irregularidades administrativas alterando los procesos de compras y contrataciones en el Ministerio de la Juventud.

Su designación causó sorpresa entre compañeros cercanos que cuestionaban su formación profesional y atribuyeron su ascenso a la gravitación política de sus familiares en la dirección del Partido Revolucionario Moderno /PRM) en Santo Domingo Este.

«Vine al Pepca a depositar la denuncia formal con relación a la diferentes irregularidades que ha existido en el Ministerio de la Juventud en esta administración, por el hecho de hacer nuestro trabajo y denunciar cualquier actos de corrupción», dijo el ex consiultor Vidal al ser entrevistado por el pelotón de periodistas que lo esperaba en la Procuraduría.

Refutando a su antigua compañera, detalló que fue destituido de su posición al publicar los actos indebidos, en los cuales según Vidal, maniobraba el esposo de la ministra Luz del Alba Jiménez.

Ha trascendido que en el Palacio Nacional se estaría sopesando producir cambios profundos en el Ministerio de la Juventud, institución con la que el presidente Luis Abinader estaría amargamente inconforme, antes de finalizar el año.

Luz del Alba, que parece renegar de quienes la respaldaron, olvida que el paso de Kimberly Taveras por este ministerio fue fugaz, ni siquiera llegó a cobrar dos meses, y que es ella quien carga con la responsabilidad de lo bueno y lo malo que se ha hecho hasta el momento en la institución.

Cansado de los escándalos entre funcionarios, desde el Palacio Nacional pudiera salir en breve una acción directa para reencauzar el manejo y la dirección del Ministerio de la Juventud.

Anuncios
Avatar

El Motín

Agregar comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.