Anuncios

Gallup y Greenberg traen sorpresas sobre las simpatías electorales

Servicios El Motín

Las encuestadoras Gallup y Greenberg, dos de las firmas de mayor credibilidad que publican los diarios Hoy y Diario Libre, respectivamente, se esperan para esta semana a un mes para celebrar las elecciones del 5 de julio próximo en que se decidirá el partido que gobernará la República Dominicana durante el periodo 2020-24.

En el medio político hay expectativas con los resultados que pudieran traer estas dos encuestas que ordinariamente han sido certeras en sus pronósticos. La situación especial que vive el país, bajo la cuarentena del Coronavirus, pone las cosas más interesantes en vista de que las preguntas de los encuestadores no se pueden hacer cara a cara, si no vía telefónica como en otros países.

Provocó ronchas la reciente encuesta Mark Penn, de Bernardo Vega, cuyos resultados muestran una diferencia de dos puntos entre los candidatos presidenciales Luis Abinader y Gonzalo Castillo, de los partidos Revolucionario Moderno (PRM) y de la Liberación Dominicana (PLD). En tanto que atribuye un porcentaje inesperado al ex presidente Leonel Fernández, candidato del partido La Fuerza del Pueblo (FP).

Según la Mark Penn, Abinader goza de un 39%, Gonzalo de un 37% y Leonel de un 10%. Gonzalo se ha acercado a Luis Abinader por el trabajo que ha realizado junto al gobierno para afrontar los efectos negativos de la pandemia del Coronavirus, dice el estudio.

A pesar de que los políticos y los encuestadores presentan las encuestas como instrumentos de trabajo, lo cierto es que sus resultados suelen inclinar de uno u otro lado las simpatías de los electores y de los inversionistas en el sector político.

Si los números le resultan adverso a un candidato, el desazón y la incertidumbre cunden entre su militancia y seguidores, en tanto que los donantes reducen la entrega de recursos. Pocos apuestan o se quedan con el potencial perdedor, máxime si la tendencia trazada es hacia abajo a medida que avanzan los días para el torneo electoral.

Es como la bolsa de valores, las cotizaciones suben y bajan. Por eso la tensión y la ansiedad a la espera de lo que pudieran traer la Gallup y la Greenberg.

 

Anuncios
Avatar

El Motín

Agregar comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.