Anuncios
Hipólito Mejía, expresidente de la República Dominicana y precandidato presidencial del PRM

Hipólito será el candidato del PRM

Hipólito Mejía está decidido a buscar, a partir de enero próximo, la candidatura presidencial por el Partido Revolucionario Moderno y los aliados que formaran la “Convergencia por un mejor país”.

El exmandatario ha estado organizando los grupos de apoyo en todas las provincias y municipios del país así como en Estados Unidos y Europa antes de lanzarse “a la calle el medio” en busca de los votos necesarios para ganar la convención del PRM que debe ser convocada próximamente después que se escojan los miembros de los organismos de dirección.

El presidente Mejía pronunciará un discurso a todo el país terminada las fiestas navideñas y el feriado de los “Santos Reyes Magos”, para anunciar su decisión de competir, en buena lid, sin traumas, ni fraudes, por la nominación presidencial junto a los compañeros y compañeras que aspiran a la misma posición.

Hasta hace unos meses el exmandatario no estaba convencido de aspirar a la nominación presidencial. Pero dada las circunstancias políticas, economías y social que vive el país, sería una irresponsabilidad histórica no presentarse como candidato dada la experiencia, el conocimiento y el liderazgo social que ha acumulado durante décadas.

Después la candidatura, Hipólito Mejía volverá a recorrer palmo a palmo todo el territorio nacional, respetando, como es su norma, a los demás compañeros y compañeros que promueven o apoyan a cualquier otro compañero del PRM.

El ex mandatario se reunirá con empresarios, dirigentes políticos de la oposición, personalidades de la sociedad civil, líderes comunitarios, religiosos, trabajadores, amas de casa, etc., explicándole sus ideas y propósitos en caso de ganar, primero la convención, luego la presidencia de la República, como pretende.

Tanto el ex mandatario como el grupo de colaboradores que lo acompaña entendían que era prematuro iniciar una campaña proselitista en medio de la crisis que sacudió y dividió al Partido Revolucionario Dominicano. De igual modo consideraban extemporáneo anunciar la búsqueda de la presidencial por un partido que no existía en los hechos, como el PRM que todavía no había escogido sus diligénciales, labor que finalmente ya concluyó.
Concluido ese difícil proceso de seleccionar la Comisión Política y el Comité Central, transitorios, el presidente, el secretario general y de organización, así como los frentes de masas, como ya se ha hecho, entonces si proceden las aspiraciones y las candidaturas, a menos de dos años de las elecciones presidenciales, congresuales y municipales.

Meses atrás no era sensato, ni prudente hablar de candidaturas porque no había partido, no se habían creado las estructuras organizativas en el país y en el extranjero. ¿Candidato de qué si no había partido?

Creadas las condiciones objetivas y subjetivas, Hipólito Mejía se lanza al ruedo para tratar de domar a la bestia que es la Corporación PLD y convertirse en el próximo presidente de la República para desde el Palacio Nacional, junto con los líderes de su partido y de la Convergencia, realizar las transformaciones que demanda la sociedad.

No hay motivos para la confusión. Nadie puede llamarse a engaños. Hipólito aspira a la nominación presidencial por el PRM y la Convergencia. Si antes había dudas, temores, confusiones, ya no.. Es un hecho irreversible, Hipólito va. Comenzando el año saldrá a las calles a reclamar su espacio dispuesto a ganar la convención del PRM.

Escrito Por: Juan TH

Anuncios
Redacción

Redacción

Agregar comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.