Anuncios

Descubren el ‘talón de Aquiles’ del cáncer

Los científicos británicos están próximos a tratar de manera personalizada o incluso curar el cáncer utilizando una técnica innovadora que encuentra y ataca «talón de Aquiles» de los tumores.

La investigación realizada por investigadores del University College de Londres, con la colaboración de científicos de Harvard y del MIT, pretende curar el cáncer entrenando el sistema inmunológico del paciente para combatir la ‘bandera’ común en todas las células cancerígenas.

Tratamientos a medida

La técnica investigada se adaptará a cada paciente en función de cómo responda su sistema inmunológico.

Charles Swanton, experto en la historia evolutiva del cáncer dirigió el estudio más reciente en el Instituto Francis Crick en Londres. Gracias a la investigación de Swanton fue posible descubrir que existen proteínas comunes en la superficie de todas las células cancerosas, lo que supone un ‘talón de Aquiles’ al que apuntar con futuras terapias.

«Los tumores siembran su propia destrucción»

«Lo que hemos encontrado por primera vez es que los tumores siembran las semillas de su propia destrucción», declaró Swanton.

Esta nuevo estudio promete ser eficaz contra la rápida mutación de la enfermedad, como el cáncer de pulmón, que hasta ahora ha eludido la mayoría de los tratamientos. Los científicos albergan la esperanza de que el tratamiento funcione en todos los casos, sea cual sea el tipo de cáncer que sufre el paciente.

Un descubrimiento histórico

Un descubrimiento histórico. Así podría calificarse el hallazgo de que entrenando el sistema inmunológico es el mismo cuerpo del paciente el que puede vencer al cáncer.

El cáncer es la enfermedad más letal en Reino Unido, donde causa más de 35.000 muertes al año. Según publica la revista Science, el primer ensayo humano en paciente con cáncer se realizará en los próximos dos o tres años.

La investigación, financiada por Cancer Reasearch UK, plantea dos escenarios posibles.

Multiplicación de células entrenadas y vacuna

Por un lado, los médicos tomarían una biopsia del tumor de un paciente y la analizarían para comprobar cuál es la ‘bandera’ que comparten todas las células cancerígenas. Posteriormente, verían si existen células inmunes dentro del tumor que reconozcan la ‘bandera’ para multiplicarlas en el laboratorio e introducirlas en el cuerpo del paciente para hacer desaparecer las células cancerosas.

Por otro lado, los científicos trabajarían en detectar las proteínas que comparten todas las células cancerosas para crear una vacuna contra dicho elemento común. Después, podrían los médicos inyectaría la vacuna en el paciente cuyas células inmunes identificaría como invasoras a las cancerosas contra las que lanzaría un ataque.

Anuncios
Redacción

Redacción

Agregar comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.