Anuncios
El Motín

Los primeros británicos modernos tenían la piel oscura

El mundo

Los primeros británicos modernos tenían la piel “oscura y casi negra”, según los análisis de ADN del esqueleto del ‘Hombre de Cheddar’, que vivió en las islas hace unos 10.000 años y cuyos restos fueron hallados en Somerset, al suroeste de Inglaterra. Las conclusiones de la investigación realizada por expertos del University College de Londres (UCL) difiere notablemente con la reconstrucción -con la piel notablemente más blanca- que se exhibía hasta ahora en el Museo de Historia Natural.

“La conexión entre los británicos y la palidez de la piel no es una verdad inmutable”, sostiene Yoan Diekmann, biólogo del UCL, que ha trabajado en el proyecto y en el documental que emitirá próximamente el Canal 4. “La identidad británica ha cambiado y siempre cambiará”, agrega Diekmann, consciente de que el hallazgo reavivará el debate de la inmigración en tiempos del Brexit.

En contraste con la piel oscura, el ‘Hombre de Cheddar’ tenía probablemente los ojos azules, y no marrones como se creía hasta ahora. A esa conclusión han llegado los científicos tras analizar el polvo extraído abriendo un pequeño agujero de dos milímetros en el cráneo del esqueleto, encontrado hace poco más de un siglo en la cueva de Gough, cerca del monumento megalítico de Stonehenge.

Aunque la islas británicas estuvieron alternativamente pobladas o despobladas, se estima que a partir de la última glaciación (hace unos 11.700 millones de años) contó siempre con una población estable. El ‘Hombre de Cheddar’ está considerado como el primer británico “moderno”, en contraste con otras poblaciones anteriores que practicaron el canibalismo y cuyos restos fueron también encontrados en la cueva de Gough.

Los antecesores del ‘Hombre de Cheddar’

Los investigadores consideran que los antecesores del ‘Hombre de Cheddar’ son posiblemente originarios de Africa, y de allí saltaron a Oriente Medio y al oeste de Europa, antes de cruzar el puente de tierra conocido como Doggerland que conectaba lo que hoy es el Reino Unido con el continente (en lo que hoy es el Mar del Norte).

“Las categorías raciales que tenemos hoy en día son construcciones modernas muy recientes que no se corresponden con el pasado”, advierte Tom Booth, arqueólogo del

Museo de Historia Natural en declaraciones a ‘The Guardian’. Se estima que el 10% de los actuales habitantes de las islas británicas pueden estar vinculados con los pobladores que ocuparon principalmente el suroeste de Inglaterra hace 10.000 años.

La nueva reconstrucción del ‘Hombre de Cheddar’ alimenta la teoría de que la piel de los europeos se blanqueó más tarde, posiblemente por la necesidad de absorber los rayos solares para producir vitamina D en las latitudes septentrionales. Otros científicos apuntan que la piel de los europeos se fue blanqueando con el advenimiento de la agricultura y con la disminución de la ingesta de pescado azul, considerado también como una fuente de vitamina D.

Anuncios