El Motín

MPD afirma cuatro jóvenes en Higüey fueron ejecutados por la Policía y exige Procuraduría investigue

Fuente externa

Higüey, Rep. Dominicana.-  El Movimiento Popular Dominicano (MPD) exigió hoy al Procurador Fiscal de la provincia de La Altagracia realizar una exhaustiva investigación de los hechos en que cuatro supuestos miembros de una banda de atracadores fueron ultimados el pasado domingo 26 de agosto por una patrulla de la Dirección Central de Investigaciones Criminales (DICRIM), en un  alegado “intercambio de disparos”, uno de los cuales fue entregado vivo y desarmado por el abogado Eusebio Planco Sabino, dirigente del FALPO.

Mediante un documento de prensa, el Núcleo Jurídico “Hilada Gautreaux” del MPD calificó la acción de los agentes de la Policía Nacional en que murieron los cuatro jóvenes en Higüey, de antijurídica y sostiene que se trató de una  “ejecución extrajudicial”.

“El joven Félix Antonio Encarnación fue entregado vivo a la agentes del DICRIM por el licenciado Eusebio Polanco Sabino, miembro del núcleo jurídico del MPD, en un intento de preservarle la vida; estaba en calzoncillo para verificar que estaba desarmado y que por lo tanto ya no representaba peligro alguno. Para sorpresa nuestra, ese es el ciudadano que posteriormente, ya cadáver, aparece una foto con una pistola encima, quien según la Policía había caído junto a otros, en un alegado ´intercambio de disparos´.  No hay duda alguna de que se trató de una ejecución”, afirmó el núcleo jurídico.

Explica que su repudio a la actuación de los agentes, no es una defensa de la delincuencia, sino que la Policía Nacional debe cumplir su misión apegada a las leyes y respetando los Derechos Humanos y la Constitución dominicana, no con “cartas blancas” como en los tiempos de Trujillo y de Balaguer.

 “Tanto la Policía como el Ministerio Público deben respetar lo que establece la constitución en sus artículos 68 y 69, sobre la garantía de los derechos fundamentales y la tutela judicial efectiva y el debido proceso”, sostiene el Núcleo Jurídico “Hilda Gautreaux”.

Los abogados del MPD  califican de irresponsable la actitud del Ministerio Público, tras señalar que el fiscal  Lic. Edwin Encarnación se hace de “la vista gorda”, pese a encabezar el órgano investigativo, y ante un hecho tan grave como el ocurrido en Higüey, “no ha dicho ni esta boca es mía”, limitándose a justificar y repetir la versión de la Policía Nacional.

“No se puede justificar de ninguna manera, el asesinato de personas bajo el pretexto de que los mismos son ´mata policías´.  De la forma que sucedieron los hechos, entendemos que la Policía no sólo quería hacer su justicia sucia como acostumbran, sino que también procuran callar esas voces que tienen mucho que decir si se lleva el debido proceso.  Así cierra el caso y hace la propaganda mediática de que está ´combatiendo la delincuencia´.”, expresó el MPD.

El comité de abogados del MPD hizo un llamado a la comunidad jurídica y a la sociedad en sentido general, a expresar su repudio al comportamiento criminal de la Policía y al mismo tiempo rechazar su  “vieja práctica” de las ejecuciones extrajudiciales, al considerar que permitir esas actuaciones, daría paso a un retroceso de un sistema acusatorio a uno sistema inquisitorio, como en el período de los doce años de Balaguer, en el que los policías justificaban las ejecuciones extrajudiciales y la vida en manos de la Policía no valía nada, perdiéndose entonces muchas personas de valor que posteriormente aparecían con un prontuario delictivo que le fabricaban.

Finalmente, el Núcleo Jurídico “Hilda Gautreaux” del MPD responsabilizó al Coronel Carrasco, director de la 25 compañía de la Policía en Higüey, de situaciones que puedan afectar la integridad física del licenciado Eusebio Polanco, quien además de abogado es periodista de profesión, ya que corren rumores una posible retaliación por denunciar el comportamiento policial, ante lo cual procederían judicialmente.