Anuncios
El Motín

La hermana de Sandra García: Siempre la maltrataba

Clara Soler Garcia (fuente: facebook)
Clara Soler Garcia (fuente: facebook)

«Siempre la ha maltratado, aseguraba ayer entre lágrimas Rosa, hermana de Sandra García, aludiendo a la ex pareja y principal sospechoso de su asesinato. Los vecinos de Utrecht, indignados, todavía mostraban su asombro por lo ocurrido en su ciudad.

Había flores rosas sobre la zona donde habían localizado el cuerpo de Sandra. Nadie podía imaginar que cerca de un canal en la ciudad había estado oculta tras fallecer por una muerte «violenta», según reveló ayer la autopsia.

Sandra llevaba desde el 31 de julio desaparecida y todo hacía temer lo peor, algo que se confirmó ayer cuando la policía encontró el cadáver de Sandra García Geraldino, enterrado en Utrecht (Holanda), a poca distancia de la vivienda de su ex pareja. Silvestre Lanzaat, de 42 años y nacionalidad holandesa, se había llevado hasta allí a las hijas gemelas de ambos en contra de la voluntad materna. Ella fue a recuperarlas, en un viaje que le costó la vida de una forma «violenta», tal y como ha confirmado la Fiscalía de Utrecht. Si todo se confirma, ella será la víctima número 26 por violencia de género en lo que va de año en España.

Sandra García, nacida en San Juan de Maguana (República Dominicana) y con nacionalidad española, llevaba unos nueve años viviendo en Sabadell, un tiempo similar al que hacía que conocía a Silvestre Lanzaat. Desde el principio fue una relación complicada, tanto que ella le había denunciado por malos tratos. Por eso llevaban separados tres años, tras una convivencia de seis.

La policía holandesa fue advertida de la desaparición de Sandra García y acudió hasta la casa de su ex pareja, donde encontró el DNI de ella. Lanzaat fue detenido la semana pasada como presunto autor de la desaparición y el jueves prestará declaración ante un tribunal del distrito central de Holanda, momento en el que la Fiscalía pedirá prolongar su detención durante 90 días.

La hermana y una hija de la desaparecida se desplazaron a Utrecht para identificar los restos hallados, que corresponden con su familiar. Allí pasaron la tarde reunidas con la policía holandesa, un representante de la embajada de la República Dominicana y un psicólogo para explicarles los procedimientos que deben realizar con el cuerpo de la víctima que permanecerá allí por lo menos hasta el jueves.

La vicecónsul de República Dominicina en Holanda, María Brazoban, mostraba a este periódico su repulsa y condena por esta muerte, una más fruto de la violencia de género. Mientras tanto, la hermana de Sandra no podía articular palabra entre sollozo y sollozo.

Junto al cadáver la policía holandesa encontró su móvil y unos zapatos que corresponden con los que llevaba la mujer en el momento de su desaparición. «Con ayuda de las autoridades españolas, se ha determinado la identidad del cuerpo encontrado. Este martes quedó claro que se trata de Sandra García Geraldino», señalaba en un comunicado la Fiscalía de Utrecht. La autopsia revela que al parecer la mujer, de 45 años, tuvo «una muerte violenta», aunque la investigación del caso continúa.

Los restos fueron localizados el pasado domingo por una organización privada holandesa que se encarga de buscar a desaparecidos. Según informaron diversos medios holandeses,perros de la organización encontraron el cuerpo cerca del puente Muinck Keizerbrug de Utrecht, en una zona boscosa próxima a la casa donde reside Lanzaat.

La portavoz de la familia de Sandra ha declarado que la mujer denunció maltratos de su ex pareja. Según ha explicado ésta, Carol Pérez, la desaparecida viajó a Utrecht, donde su ex pareja vivía con las dos hijas de 5 años. Pérez ha detallado que la pareja, que no estaba casada, llevaba tres años separada porque el hombre la «maltrataba» y le «pegaba», razón por la cual la mujer «huyó» hace tres años, tras convivir con él seis, y que el hombre «siempre tenía el pasaporte de ella en su poder para que no marchara».

Las hijas de García y del detenido vivían con su madre en Sabadell, pero la mujer había permitido a Landzaat visitar a las niñas en España y, en un momento que se ausentó la madre, se las llevó. Según Pérez, el motivo del viaje era «hablar con su abogado sobre la custodia de las niñas», y que a las siete de la tarde del día 31 de julio la mujer realizó la última llamada a la hija mayor, de 21 años y nacida de una relación anterior, explicando que estaba «tranquila» con las mellizas.

Ya no se volvió a saber nada de ella y la familia denunció la desaparición a las autoridades holandesas que, según han explicado a Efe fuentes de los Mossos d’Esquadra, alertaron a todas la policía de la zona Schengen para localizarla.

«La familia lo está pasando muy mal. Lo peor de todo es que se podría haber evitado porque ya presentó alguna denuncia por maltrato a la policía holandesa», aseguraba Pérez.

Las hijas de Sandra García están, por el momento, con los padres de Silvestre Lanzaat, aunque la familia materna ha señalado que pedirá que les sean entregadas, dado que la custodia estaba en manos de su madre y su hermanastra de 21 años podría hacerse cargo de ellas.

Fuente: elmundo.es

Anuncios